Sistemas -TRAX


¿Qué son?

Los Sistemas TRAX transcriben directamente los datos que se introducen en un formulario de manera manual, a una aplicación donde quedan recogidos y actualizados automáticamente.

Su funcionamiento es muy sencillo: al mismo tiempo que la persona está escribiendo con un bolígrafo digital en un formulario, los datos están siendo enviados a un Smartphone y desde éste pasa a almacenarse en el sitio web correspondiente. El formulario va registrando de forma instantánea y automática los datos, que quedarán actualizados y disponibles para su análisis desde cualquier dispositivo con acceso a internet.

El valor fundamental de los sistemas TRAX es que únicamente habrá que escribir los datos de la granja una sola vez. Simplemente al escribir en papel, dispondremos de información para mejorar la eficiencia y rentabilidad de la granja.

Nuestros sistemas -TRAX son:

¿Qué ventajas tiene?

–   Reduce el tiempo de recogida y procesado
–   Garantiza la calidad de los datos, minimizando errores
–   No necesita formación
–   Funciona en cualquier ubicación geográfica y sistema de producción
–   Acceso instantáneo a la información generada (web)
–   Registra fecha, hora y lugar de recogida
–   Compatible con cualquier software
–   Envía imágenes del documento
–   Elevado retorno de inversión
–   Válido para recogida de datos tanto de cerdas reproductoras como para datos de engordes
–   Válido en otras especies

¿Cómo se implementa en la granja?

Los requerimientos para la implementación en granja son muy sencillos. Se entregará un bolígrafo digital, un smartphone y diversos formularios. Además le proporcionamos una formación inicial para que en pocos minutos aprenda a manejar el sistema.

Los formularios que habitualmente se usan en cada granja se pueden adaptar para trabajar con este sistema con total comodidad. Pueden ser de todo tipo y además en diferentes tamaños de hoja, A3, A4, A5, en cartulina o papel normal de tipo folio. Sólo requieren de un trabajo previo informático (digitalización), del que se encarga nuestro equipo técnico. Una vez finalizado, los formularios están listos para usar en cada granja. La única precaución que hay que tener es imprimir con una buena calidad para que el reconocimiento de escritura no se afecte.

La forma de trabajo con el bolígrafo digital es muy sencilla. Al comenzar a escribir la microcámara que dispone comienza a grabar. En el momento en que se marca la casilla de envío, el bolígrafo se conecta por bluetooth con el smartphone que tiene asignado y los datos son enviados a través de dicho smartphone a internet. De esta manera, los datos están de forma instantánea en la nube.

Una vez hecho el envío, la persona encargada de recibir dicha información en nuestras oficinas realiza la validación. Es un proceso muy rápido ya que en la misma pantalla se visualiza la letra manuscrita y la letra digitalizada, reconocida por el sistema OCR (reconocimiento de escritura o reconocimiento óptico de caracteres).  Todos aquellos datos  en los que existe algún problema de reconocimiento, aparecen marcados en otro color. De esta manera, la validación es un proceso extraordinariamente sencillo y fiable.

Una vez validado, el sistema genera los archivos que serán introducidos de forma automática en PigCHAMP o en el sistema que corresponda (por ejemplo en los dashboards o informes interactivos de VetNotes, AviTRAX, etc…).